Archivo del sitio

Coordinan detalles finales para reparar el pontón averiado por el impacto de barcazas paraguayas (Corrientes)

Con el informe pericial de daños concluido, el Distrito Corrientes de la Dirección Nacional de Vialidad avanzará la próxima semana en negociaciones con la naviera paraguaya UABL para las reparaciones en el pontón embestido por un convoy de barcazas de esa firma que en agosto pasado se siniestró cuando intentaba atravesar el puente interprovincial Chaco-Corrientes. Lee el resto de esta entrada

Corrientes. Coordinan detalles finales para reparar el pontón averiado por el impacto de barcazas paraguayas

Prefectura emplazó a la naviera UABL para el retiro de las embarcaciones hundidas. Con el informe pericial de daños concluido, el Distrito Corrientes de la Dirección Nacional de Vialidad avanzará la próxima semana en negociaciones con la naviera paraguaya UABL para las reparaciones en el pontón embestido por un convoy de barcazas de esa firma que en agosto pasado se siniestró cuando intentaba atravesar el puente interprovincial Chaco-Corrientes.

La empresa había prometido asumir los trabajos y los costos. Mientras tanto, fue intimada por Prefectura Naval Argentina para retirar las dos embarcaciones hundidas, ya que parte de esas estructuras se encuentra sobre el canal de navegación.

 

Carlos Colombo, jefe del Distrito Corrientes de Vialidad Nacional, describió los daños provocados por el choque de barcazas y se mostró expectante ante las negociaciones con la naviera para que cumpla el compromiso de reparar y asumir los costos.

Fue el 8 de agosto pasado cuando un convoy de siete barcazas cargadas con minerales, impactó la defensa de la pila cinco del puente, del lado de Corrientes. El pontón soportó el impacto y, como consecuencia, el tren de barcazas se desarmó: dos de ellas quedaron pegadas, pasaron por debajo del puente y se hundieron a unos 450 metros aguas abajo; tres permanecieron juntas y siguieron a la deriva aguas abajo (luego fueron rescatadas) y otras dos permanecieron amarradas al remolcador.

 

Las embarcaciones, de bandera paraguaya, se dirigían desde Asunción hacia la ciudad de San Nicolás, Buenos Aires, transportando mineral de hierro. El accidente se habría producido como consecuencia de una mala maniobra del comandante del remolcador.

 

Dos meses después del siniestro, el equipo de peritaje concluyó el informe sobre los daños ocasionados por el impacto, que contiene también las recomendaciones de los expertos. Por eso es posible que la semana próxima continúen las reuniones de coordinación entre el distrito correntino de Vialidad y la naviera propietaria de las barcazas para convenir la ejecución de los trabajos de reparación.

 

Si la empresa paraguaya sostiene la voluntad expresada de hacerse cargo de las reparaciones, todo se simplificará, ya que de otra forma, si los trabajos quedaran a cargo de Vialidad, el proceso licitatorio hasta concretarlas extendería los plazos. “Estamos en el armando de los pasos administrativos”, confirmó ayer a NORTE el ingeniero Carlos Colombo, jefe del Distrito Corrientes de Vialidad Nacional.

 

Como consecuencia del impacto en la defensa de la pila cinco, el pontón se desplazó y las averías del material deberán ser reparadas. Podría resultar complejo conseguir los insumos, ya que deberán ser importados.

Si bien el informe de daños marca las partes afectadas de la defensa impactada por el choque, ciertamente resulta más complejo presupuestar el costo de los trabajos, ya que será necesario importar insumos que no hay en el país.

 

De acuerdo con el informe pericial, el choque provocó “el corte de una de las cadenas de la parte frontal, que hizo desplazar al pontón”, según precisó Colombo. “Por el golpe hay seguros que, por precaución, se deben cambiar. El peritaje estimó conveniente cambiarlos”, acotó. Todos los materiales a reemplazar tienen como componente al hierro. “Es una reparación rápida, pero el tema es conseguir los insumos, que no hay en el país. Además, habrá que fabricar un ancla”, comentó.

 

Intimación de Prefectura

 

Por otra parte, según publicó NORTE de Corrientes, Prefectura Naval Argentina solicitó a la empresa propietaria de las barcazas que proceda con el retiro de las mismas del río Paraná. Mediante un edicto, el prefecto general Luis Alberto Heiler notificó el pasado lunes a la firma UABL Paraguay Sociedad Anónima que deberá “proceder a la extracción, remoción, traslado a lugar autorizado o desguace dentro del plazo de 61 días corridos, previa intervención y autorización de la Prefectura de Corrientes” de las dos barcazas que se encuentran hundidas en inmediaciones al Puente Interprovincial a la altura del kilómetro 1.204,9 margen izquierdo del río Paraná.

 

Así, en enero del año próximo las naves ya no deberían estar en el lecho del río. Además, fijó el tiempo total para completar la ejecución de las tareas en un plazo de 120 días corridos.

Fuente: diarionorte.com

Prefectura Naval Argentina – GUIA TELEFÓNICA

PREFECTURA DE ZONA ALTO PARANAportada_guia_prefecturas[1]

 

En su jurisdicción se encuentran las Prefecturas de Posadas, Iguazú, San Javier, Itá Ibaté, Ituzaingó, Libertador Gral. San Martí­n y Eldorado con sus Unidades subordinadas. La extensión de esta jurisdicción (frontera fluvial con Brasil y Paraguay), la exuberante vegetación y angostura del rí­o, sumado a los tipos de ilí­citos cometidos (contrabando, tráficos de drogas, inmigración ilegal, etc.) constituyen un escenario muy particular dentro del ámbito de acción de la institución.

Lee el resto de esta entrada